El negocio de enseñar.

Enseñar, un negocio? y además rentable?

Pues sí! Y muy rentable. Hoy en día la mayoría de las universidades o al menos las de mayor prestigio basan el ingreso a sus carreras en la competitividad académica, lo cual logran reduciendo la cantidad de plazas y aumentando la dificultad en los exámenes de admisión, lo que también conlleva un jugoso aumento en el precio tanto de las matriculas como también el costo de las cuotas mensuales, asegurándose que solo los más capacitados tanto académicamente como monetariamente puedan acceder a sus cursos.

Todo esto sumado al bajo rendimiento escolar y al pobre nivel de enseñanza en los colegios, hace que para los padres y jóvenes, una tutoría externa sea la mejor opción para asegurar o al menos poder disminuir las probabilidades de fracasar en alcanzar dicha meta. Pues fallar en las pruebas no solo hace mella en la mente del joven sino
también en el bolsillo de los padres.

Ok ok pero como lo hago? Soy universitario y se me dan bien las materias que conforman las pruebas. Pues si ya estás en la carrera y se te dan bien dichas materias pues ya tienes un gran punto a tu favor, tal vez el más fuerte! “EXPERIENCIA” No hay nada que de mayor confianza a un cliente que la experiencia, tu, ya pasaste por lo que ellos quieren superar o están pasando y lo superaste y toda esa experiencia la vas a usar para que ellos así como
tú lo hiciste puedan superarla también, sin cometer los errores que tú y otros cometieron.
De ahí la importancia de este negocio pues no será ningún profesor que les hable con palabras raras ni con corta paciencia el que este guiándolos durante ese proceso, sino será un amigo y compañero más, que ya paso por eso y sabe de lo que habla el que estará con esa persona. Haciendo el proceso de aprendizaje más distendido. Sin mencionar que cala más profundo que alguien que ya paso por todo eso te diga que si quieres entrar a la universidad te diga que tienes que estudiar que un profesor que toma los exámenes.

No importa que hayas entrado a el primer, segundo o tercer intento lo que importa es que sepas en que puede fallar alguien que lo está intentando y que tú ya lograste.
Si ese es tu caso una retroalimentación de dichas materias será fundamental,  Elegir una metodología de enseñanza, los horarios de clases adecuado al horario de clases en la universidad y el horario de clases en solitario de cada alumno, (en solitario me refiero a que ellos deberán de llevar a sus casas material de estudio pues si hay algo cierto es que si un alumno no muestra interés por la carrera ya en el proceso de selección lo más seguro es que no dure ni un semestre en la carrera de ahí al asegurar que los alumnos no solo estudien en la universidad ni con nosotros sino en solitario o en grupos de estudio también nos aseguraremos de nuestro éxito como tutores

Otro punto muy importante es el de los materiales de estudio, Libros, ejercicios, test genéricos y algo que aunque de manera oficial no deberían de tener acceso los alumnos pero lo tienen son los test de pruebas tanto parciales como finales oficiales de la universidad, de años anteriores obviamente, que nosotros tendremos que encargarnos de
recolectar, generalmente de estos corren o fotos o anotaciones en cuadernos que los alumnos usan como guía para estudiar, cuantos más tengamos será mejor y el uso que les demos a los mismos será crucial Pues el error de muchos es resolverlos con un profesor y luego solo variar las cantidades en el caso de matemáticas física o química o hacer un resumen a modo de “esto puede salir” en el caso de materias leídas. Dichos test deben ser utilizados como lo que son, “test” para saber si una persona está capacitada realmente un tiempo prudencial antes de los exámenes se los pasa por dichas pruebas que fueron
oficiales en su momento y así saber el nivel del estudiante

Antes de lanzarte a esta aventura, Estudia estudia estudia, asegúrate no solo de saber, sino también entender, practica y teoría, los programas de estudio no son extensos solo son una pequeña fracción y lo mas básico pero la universidad se encarga que el/la postulante lo entienda a profundidad de ahí viene lo práctico y teórico, los test que recopiles tómatelos como examen y hasta que no los apruebes todos no estarás preparados
Este negocio no es a corto plazo pero rinde sus frutos, un tutor por tres horas diarias gana 100 dólares por alumno al mes, con 15 alumnos a 3 horas diarias ya llegamos a 1500 al mes, nada mal no.